Antes de nada es importare aclarar que cualquier empresa o autónomo que maneje información de clientes está obligado a cumplir con esta ley.

 

Su objetivo es garantizar la protección y buen tratamiento de datos de carácter personal. Estos datos se dividen en tres niveles: básico (NIF, nombre, apellidos…), medio (datos seguridad social, aficiones…) y alto (salud, violencia de género…). Una vez que la empresa o autónomo maneja estos datos adquiere una serie de deberes entre los que figuran la inscripción de ficheros en el Registro General de Protección de Datos  o el deber de guardar secreto, entre otros. 

 

En caso de no cumplir con esta ley la empresa se enfrenta a multas que van desde los 900 € de infracciones leves hasta los 600.000 € de infracciones muy graves.

 

La Agencia Española de Protección de Datos es la autoridad de control independiente que vela por el cumplimiento de la la normativa. Si no sabes cómo llevar a cabo este proceso de adaptación a la ley estos son algunos pasos:

 

-Identificación de los ficheros que contengan datos de carácter personal (empleados, clientes, proveedores, etc…).

 

-Identificación del nivel de seguridad que se les aplica.

 

-Identificación del Administrador del Fichero.

 

-Elaboración del Documento de Seguridad.

 

-Formación al Responsable del Fichero.

 

-Información a los propietarios de los datos.

 

-Inscripción de los ficheros en el Registro de la Agdp.

 

Para ampliar información debes entrar en la web de AEPD (Agencia Española de Protección de datos), donde encontrarás información detallada, recomendaciones, guías y una serie de utilidades y herramientas que te ayudarán en el cumplimiento de las obligaciones recogidas en la Ley.



Deja un comentario